PETA revela el papel del presidente de Sudáfrica en el negocio de la caza

0

Recoge grabaciones que lo involucrarían a Cyril Ramaphosa con la industria de los trofeos de caza.

Dos cazadores posan detrás del cuerpo de un leopardo que acaban de matar. / Foto: PETA

La grabación de PETA de una conversación entre administradores del presidente Ramaphosa revelan que de manera discreta está desarrollando y expandiendo una propiedad de caza llamada Diepdrift, con animales que provienen de su instalación personal de cría de animales silvestres, Phala Phala, y que posee el 50% de Tsala Hunting Safaris.

Estas conexiones ocultas e inversiones del presidente sudafricano Cyril Ramaphosa con la industria de los trofeos de caza se revelan después de que la agrupación publicara un video con imágenes de un turista estadounidense disparándole torpemente y asesinando a un joven elefante en una reserva natural adyacente al Parque Nacional Kruger.

Denuncian «intento de ocultar su participación»

La agrupación grabó conversaciones en las que personal de Ramaphosa, admite que él comparte ganancias en partes iguales de todas las cacerías realizadas a través de Tsala y hablaron de la importancia de ocultar su participación. Uno de ellos dijo: «Tratamos de mantener el nombre del presidente fuera de lo de la caza porque… [Ramaphosa] quiere ahorrarse esa, cómo puedo decir, mala publicidad y todo eso. Entonces… tenemos que hacerlo bajo una marca distinta, donde ni mi nombre ni el de él estén conectados a eso».

cazadores posan con elefante asesinado
Foto proporcionada por PETA

Haciendo negocio «con asesinato a sangre fría de elefantes»

«El presidente Ramaphosa está llenándose los bolsillos con el asesinato a sangre fría de elefantes nobles y curiosos y de otros animales silvestres que merecen protección, no explotación», señala la presidenta de PETA, Ingrid Newkirk. «La mayoría de los sudafricanos no aplaudiría que su presidente subaste animales silvestres del país a cazadores de trofeos del extranjero para su beneficio personal».

El video de PETA muestra a un elefante que deambula tranquilamente y sale de unos matorrales mientras el cazador de trofeos estadounidense y sus guías están al acecho. Entonces el estadounidense le dispara en la cabeza y mira como el elefante cae de rodillas. El animal mientras sufre en agonía mira al grupo de cazadores cuando los guías le dan al hombre –que pagó $30.000 para asesinarlo– instrucciones sobre cómo debe dispararle de manera más efectiva, y finalmente le dispara cuatro veces más, provocando que el elefante barrite angustiado o para advertir a otros elefantes.

Presión para frenar el transporte de trofeos de caza

El cazador pagó después casi 20.000 dólares para preservar las partes del elefante y poder enviarlas a Estados Unidos. Esta circunstancia provocó que PETA renovara su llamada a UPS a que deje de transportar trofeos de caza.

Desde el año 2015, más de 40 aerolíneas han prohibido el transporte de trofeos de animales silvestres. UPS ya ha prohibido el transporte de aletas de tiburón, algunos animales vivos y marfil, pero sigue permitiendo el transporte de trofeos de caza.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here