Los bebés con COVID-19 tienden a tener una enfermedad leve apenas con fiebre

0

Imagen de Sanjasy en Pixabay

Investigación sobre los efectos del coronavirus en los más pequeños.

Un informe del Hospital de Niños Ann & Robert H. Lurie de Chicago muestra que los bebés menores de 90 días que dieron positivo para COVID-19 tienden a estar bien, con poca o ninguna afectación respiratoria. A menudo se descubrió que la fiebre era el síntoma principal o único. Los resultados fueron publicados en The Journal of Pediatrics.

Primeros datos hablan de bajo riesgo

«Si bien hay datos limitados sobre los bebés con COVID-19 de los Estados Unidos, nuestros hallazgos sugieren que estos bebés en su mayoría tienen una enfermedad leve y pueden no tener un mayor riesgo de enfermedad grave como se informó inicialmente desde China». dice la autora principal Leena B. Mithal, MD, MSCI, experta en enfermedades infecciosas pediátricas de Lurie Children’s y profesora asistente de pediatría en la Facultad de medicina Feinberg de la Universidad Northwestern.

«La mayoría de los bebés en nuestro estudio tenían fiebre, lo que sugiere que para los bebés pequeños que se evalúan debido a la fiebre, COVID-19 puede ser una causa importante, particularmente en una región con actividad comunitaria generalizada. Sin embargo, la evaluación de infección bacteriana en bebés pequeños con fiebre sigue siendo importante «.

Carga viral alta, pero enfermedad leve

El estudio incluyó a 18 bebés, ninguno con un historial médico significativo. Del 50 por ciento de estos bebés que ingresaron en el servicio de hospitalización general del hospital, ninguno requirió oxígeno, asistencia respiratoria o cuidados intensivos.

Las indicaciones para el ingreso fueron principalmente observación clínica, monitorización de la tolerancia a la alimentación y descartar infección bacteriana con antibióticos intravenosos en lactantes menores de 60 días.

De los bebés ingresados en el hospital, seis de nueve tenían síntomas gastrointestinales (GI) (mala alimentación, vómitos y diarrea). Los síntomas de tos y congestión del tracto respiratorio superior precedieron a la aparición de síntomas gastrointestinales. Los bebés pequeños también tenían cargas virales notablemente altas en sus muestras nasales a pesar de la enfermedad clínica leve.

Dudas sobre el ingreso hospitalario

«No está claro si los bebés pequeños con fiebre y una prueba positiva para SARS-CoV-2 requieren ingreso hospitalario», explica la doctora Mithal. «La decisión de ingresar al hospital se basa en la edad, la necesidad de tratamiento preventivo de la infección bacteriana, la evaluación clínica, la tolerancia a la alimentación y la adecuación del seguimiento».

La doctora Mithal y sus colegas (los doctores Machut, Muller y Kociolek) también observaron una sobrerrepresentación de la etnia latina en su muestra de bebés con COVID-19 (78 por ciento). En el apogeo de la pandemia de COVID-19 en Chicago, más del 40 por ciento de los casos fueron en personas de origen latino.

«Aunque esperábamos que hubiera muchos bebés de etnia latina con COVID-19, puede haber factores adicionales que contribuyen a la mayoría desproporcionada de los casos de latinos que observamos en este grupo de edad», analiza Mithal. «El acceso a la atención de visitas por enfermedad en algunos consultorios pediátricos de atención primaria ha sido limitado, con prácticas que remiten a niños sintomáticos al departamento de emergencias. El acceso limitado a la atención de telemedicina también puede ser un factor. Finalmente, puede haber una mayor probabilidad de exposición con una extensión familia que vive en el hogar o miembros de la familia que trabajan fuera del hogar durante esta pandemia».

Referencia bibliográfica

SARS-CoV-2 Infection in Infants Less than 90 Days Old. Autoras: Leena B. Mithal, Kerri Z. Machut, William J. Muller, Larry K. Kociolek. Publicación: The Journal of Pediatrics.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here